Logo edatv.news
Logo Telegram EDATV.news
Dos mujeres maduras, una con un suéter verde y collar de cuentas, y la otra con una chaqueta negra y blusa azul, posan en diferentes entornos.
POLÍTICA

Estas son las juezas socialistas que quiere Sánchez que presidan el Supremo

La elección se llevará a cabo en una sesión del pleno del CGPJ donde se presentarán las candidaturas y se votará

Con la renovación del Consejo General del Poder Judicial,  finalmente resuelta, el próximo desafío es determinar quién asumirá su presidencia. Con ello, también la del Tribunal Supremo.

El acuerdo alcanzado entre el PSOE y el PP el 25 de junio estableció un reparto equitativo de los vocales. Con diez para cada partido, garantizando que ninguna facción pueda dominar a la otra. Ahora, los miembros del CGPJ serán los responsables de elegir a su presidente, quien también encabezará el Tribunal Supremo.

En este contexto, surgen dos candidatas prominentes supuestamente vinculadas en la asociación progresista Juezas y Jueces para la Democracia, Pilar Teso y Ana María Ferrer. Ambas juezas tienen carreras destacadas y representan la posibilidad de que, por primera vez en la historia, una mujer asuma la presidencia del CGPJ y del Tribunal Supremo.

 La Trayectoria de Pilar Teso

Pilar Teso, de 63 años, es magistrada de la Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Supremo. En 2013, Teso ya compitió por la presidencia del CGPJ, aunque en esa ocasión, el puesto fue para Carlos Lesmes, quien había sido pactado previamente entre el PSOE y el PP.

Mujer con suéter verde y collar de cuentas coloridas caminando al aire libre.

Con una carrera judicial de 39 años, Teso ha ocupado diversas posiciones de relevancia. Fue asesora del secretario de Estado de Justicia y magistrada del Tribunal Supremo desde 2008. Además, tiene una amplia experiencia docente y ha participado en numerosos tribunales de oposiciones.

Ana María Ferrer 

Ana María Ferrer, de 65 años, es magistrada de la Sala de lo Penal del Tribunal Supremo. Fue la primera mujer en ocupar un asiento en esta sala, hace una década. Ferrer tiene una trayectoria de 41 años en la carrera judicial y fue presidenta de la Audiencia Provincial de Madrid durante seis años.

Mujer sonriendo con cabello corto rubio, fondo con bandera de España y cuadros en la pared.

Su participación en casos de alto perfil, como el juicio a los líderes independentistas catalanes y el "caso Roldán"..

El artículo 586 de la Ley Orgánica del Poder Judicial establece que el presidente del Tribunal Supremo y del CGPJ será nombrado por el Rey. A propuesta del órgano de gobierno de los jueces.

La elección se llevará a cabo en una sesión del pleno del CGPJ. Donde se presentarán las candidaturas y se votará entre tres y siete días después. El candidato necesita el apoyo de tres quintos de los miembros del CGPJ (12 de 20) para ser elegido.

Este proceso de elección ha sido modificado por la reforma de la LOPJ de 2018, que busca evitar filtraciones y acuerdos previos que socaven la credibilidad del CGPJ. Esta reforma fue una respuesta directa al "fiasco Marchena", cuando la politización del pacto entre Pedro Sánchez y Pablo Casado quedó al descubierto.

La nueva normativa ha abierto la puerta a la especulación pública sobre los candidatos, intensificando la rumorología en torno a la elección. Las cuatro asociaciones de jueces han criticado el sistema de renovación actual. Han abogado por un modelo en el que los 12 vocales jueces sean elegidos por voto secreto y directo por los 5.500 miembros de la carrera judicial.

Entre los nombres que más han resonado para presidir el CGPJ y el Tribunal Supremo, destacan Teso y Ferrer. Ambas cuentan con un respaldo significativo dentro del ámbito judicial, aunque con perfiles ligeramente diferentes.

➡️ España ➡️ Política

Más noticias: