Logo edatv.news
Logo Telegram EDATV.news
Manifestantes portan carteles y banderas apoyando a Palestina

POLÍTICA

¿Quién financia las manifestaciones de estudiantes contra Israel?

Las manifestaciones pro palestinas continúan en universidades de todo el mundo


Las manifestaciones en favor de Palestina y, muchas veces, en consecuencia, también de Hamás, siguen produciéndose en todo el planeta. Estados Unidos se ha convertido en una localización clave para estas protestas, especialmente habituales en el ámbito universitario. Con todo, aumentan las sospechas de que exista un respaldo financiero y organizativo de calado  detrás de estas actividades. 

En su cuenta de la red social X, antes Twitter, Nacho Montes de Oca ha analizado con detenimiento todas las redes de financiación. Estas podrían estar detrás de las acampadas pidiendo la liberación de Palestina.

Muchos grupos y organizaciones vinculados con Hamás

Desde el pasado mes de abril, el grupo principal que se encuentra detrás de estas manifestaciones es "Estudiantes por la Justicia en Palestina" (SJP). Fundado en 2001 en la Universidad de Berkeley, estuvo considerablemente activo desde la masacre acaecida el 7 de octubre de 2023.

Esta agrupación es conocida por su influencia y vínculos con entidades importantes. Desde muy temprano, contó con el apoyo de la Asociación de Estudiantes Musulmanes de EE.UU. y Canadá, muy unida a la Hermandad Musulmana.

Jóvenes estudiantes pro palestinos se manifiestan con pancartas

Esta última es importante porque sus  lazos con Hamás, grupo terrorista reconocido por la financiación de Qatar, que a su vez es uno de los mayores benefactores de las universidades estadounidenses. Además,  el SJP proviene del NSJP, auspiciado por el BCD National Comitee  y relacionado con el Frente Popular para la Liberación de Palestina. Esta es una entidad izquierdista que compute por el liderazgo palestino y que posee una visión más secular frente a los extremos religiosos de Hamás. 

Con 250 sedes en distintas universidades, el SJP  ha movilizado las manifestaciones más radicalizadas. El apoyo financiero ha venido desde Musulmanes Estadounidenses por Palestina (AMP), con sede en Chicago. Osama Abu Irshaid, líder de AMP y parte constituyente del directorio del Consejo de Organizaciones Musulmanas de EE.UU., también apoya legalmente a grupos asociados con las protestas universitarias. 

Recientemente, familiares y supervivientes de la masacre del 7 de octubre demandaron a NSJP y a AMP, tratando de exponer así su coordinación con Hamás. La defensa fue asumida por Christina Jump, parte del equipo jurídico del Fondo Legal Musulmán.

Por su parte, SJP y AMP, así como el  Zayunta College, fueron fundados por Hatem Bazian. Destaca aquí una red de influencia financiada en buena medida por donaciones de países musulmanes. Estas organizaciones forman parte de un entramado más amplio que incluye CAIR, un lobby en Washington que ha trabajado con organizaciones tales como SJP o con la AMP. 

La red incluye también organizaciones como WOL y SAMIDOUN, activas en manifestaciones y que tienen nexos con el FPLP y Hamás. Estos grupos reciben sustento económico a través de estructuras complejas que permiten ocultar las fuentes de los fondos, aprovechando los vacíos legales de las leyes fiscales de los Estados Unidos. Un ejemplo son las regulaciones del apartado 501(c)(3), que permiten grandes exenciones fiscales y ocultan el origen y el destino de los fondos. 

Estas revelaciones sugieren que, detrás de las manifestaciones, existe un mecanismo organizado y financiado de apoyo a los grupos pro palestinos en las universidades estadounidenses. Teniendo esto en cuenta, las concentraciones en el resto del mundo podrían depender también de intereses de terceros.

➡️ Internacional ➡️ Política

Más noticias: