Logo edatv.news
Logo Telegram EDATV.news
Persona conduciendo un vehículo con un círculo de advertencia sobre el uso del sistema de radio.
MOTOR

Aviso de la DGT: solo así puedes escuchar música en el coche mientras conduces

Las multas de la DGT por hacerlo mal oscilan entre los 100 y los 3.000 euros, dependiendo de la gravedad del caso

Para muchos, no hay nada más placentero que conducir al ritmo de su música favorita, sintiendo la libertad de la carretera. Sin embargo, este hábito cotidiano puede convertirse en un costoso error si no se toman ciertas precauciones.

La Dirección General de Tráfico (DGT) ha puesto el foco en los riesgos asociados a llevar la música a un volumen excesivo mientras se conduce. Además, es una acción que puede conllevar sanciones económicas importantes, que pueden alcanzar hasta los 3.000 euros.

Una imagen que muestra una carretera con tráfico intenso y un círculo superpuesto que destaca una oreja y una mano tocándola, sugiriendo el impacto del ruido del tráfico en la audición.

¿Qué dice la DGT sobre la música en el coche?

La DGT establece que conducir con la música demasiado alta puede ser motivo de sanción. El límite de volumen permitido es de 87 decibelios (dB). Superar este umbral no solo puede provocar distracciones al volante, sino también contribuir a la contaminación acústica. Un hecho que puede afectar a otros conductores, peatones y ciclistas.

Las sanciones por esta infracción pueden variar significativamente. Las multas que oscilan entre los 100 y los 3.000 euros, dependiendo de la gravedad del caso y del contexto en que se produce​​.

Razones para la sanción por escuchar música en el coche

La música alta puede ser un factor de riesgo en la conducción. Cuando el volumen es excesivo, el conductor puede no escuchar sonidos del entorno como sirenas de emergencia, bocinas o señales acústicas del propio coche. Esta falta de percepción aumenta el riesgo de accidentes.

El ruido fuerte, también, puede resultar molesto para los residentes en áreas urbanas y afectar la calidad de vida en esos entornos.

Montaje con un coche de los Mossos d'Esquadra indicando un accidente y un círculo con una ambulancia del Sistema d'Emergències Mèdiques

Existen varios escenarios en los que la DGT puede decidir sancionar por el volumen de la música. Por ejemplo, si un policía de tráfico detiene un vehículo y percibe que supera los 87 dB, el conductor puede ser multado.

Consejos para evitar ser multado

Para evitar sanciones por el volumen de la música en el coche, sigue estas recomendaciones:

  • Control del volumen: mantén el sonido de la música a un nivel que te permita escuchar claramente los sonidos del tráfico.

  • Uso de dispositivos: utiliza sistemas de audio de calidad que no necesiten estar a un volumen muy alto para ofrecer un buen sonido.

  • Atención al entorno: sé consciente del entorno en el que conduces. En áreas residenciales o cerca de hospitales y escuelas, es especialmente importante mantener el volumen bajo.

  • Ajustes al estacionar: cuando estaciones el coche, reduce el volumen de la música para evitar molestias a los vecinos y transeúntes.

Una persona ajusta el volumen de la radio del coche mientras un agente de la Guardia Civil de Tráfico realiza un control en la carretera.

Además de las sanciones económicas, infringir esta normativa puede tener más consecuencias. Reincidir en este tipo de infracciones puede llevar a la acumulación de sanciones. Esto puede afectar tu historial de conducción y resultar en sanciones adicionales, como la retirada de puntos del carné de conducir.

Multas relativas con la música, pueden generar, también, problemas con el seguro del coche, ya que algunas pólizas pueden incluir cláusulas relacionadas con el comportamiento del conductor y las multas recibidas.

Ya lo sabes, la próxima vez que quieras escuchar música en tu coche, mantén el volumen de la música en un nivel seguro. De esta forma evitarás multas y contribuirás a una conducción más segura y una mejor convivencia en la vía pública. 

➡️ DGT ➡️ Motor

Más noticias: