Logo edatv.news
Logo Telegram EDATV.news
Montaje de fotos de un hombre mayor mirando la cartera y, de fondo, un plano general de monedas
ACTUALIDAD

Esta es la moneda española con la que podrías ganar hasta 150 euros

La moneda de 100 pesetas de 1966 es especialmente destacada dentro de la numismática española por varias razones

Durante el régimen de Francisco Franco, en 1966, se emitieron monedas de 100 pesetas que hoy pueden alcanzar valores sorprendentes en el mercado de la numismática.

Estas monedas, que son buscadas por coleccionistas, pueden valer mucho dinero dependiendo de varios factores. ¿Qué características deben tener para alcanzar precios elevados?

La historia detrás de la moneda de 100 pesetas de 1966

La moneda de 100 pesetas de 1966 es especialmente destacada dentro de la numismática española por varias razones. En primer lugar, fue acuñada en plata, lo cual ya le da un valor intrínseco más alto en comparación con otras monedas de la misma época.

Con un peso de 19 gramos y una pureza de 800 milésimas, estas monedas no solo tienen valor por el metal, sino también por su relevancia histórica y cultural.

Una colección de monedas antiguas, destacando una moneda de 1957 con la inscripción

Características clave de la moneda

En el anverso de la moneda se encuentra el rostro de Francisco Franco, acompañado de la inscripción “Francisco Franco Caudillo de España por la Gracia de Dios”.

En el reverso, se presentan las Armas de Castilla, León, Aragón, Navarra y Granada, junto con el valor de la moneda. Además, el canto de la moneda está grabado con letras, un detalle que añade a su atractivo y valor coleccionable.

Una característica crucial que afecta su valor es la presencia de dos estrellas junto al año 1966. Estas estrellas indican el año real de acuñación de la moneda, que puede variar entre 1966 y 1970. Las monedas con determinadas combinaciones de estos números pueden ser más raras y, por tanto, más valiosas.

Pesetas amontonadas

Valor en el mercado actual

El valor de estas monedas puede variar enormemente. Las monedas en perfecto estado de conservación, sin circular, pueden alcanzar precios significativamente más altos.

Por ejemplo, una moneda de 100 pesetas de 1966 en excelente estado puede venderse por entre 150 y 400 euros, dependiendo de la demanda y de su estado específico.

Además, existen dos tipos principales de estas monedas que son especialmente buscadas: las de “palo recto” y las de “palo curvo”. Las primeras tienden a tener un valor mayor, llegando hasta los 400 euros, mientras que las segundas, aunque son menos valiosas, también pueden alcanzar precios elevados si están en buen estado.

Montaje de muchas monedas de peseta y tres fajos de billetes de 100 euros

Factores que influyen en el valor

El valor de una moneda de 100 pesetas de 1966 está influenciado por varios factores. La rareza, determinada por las combinaciones de las estrellas junto al año, también juega un papel crucial.

Además, el interés del comprador y la situación del mercado numismático en el momento de la venta pueden afectar significativamente el precio final. Las plataformas de subastas y las tiendas especializadas en numismática suelen ser los lugares donde se pueden encontrar los mejores precios para estas monedas.

Si eres un coleccionista o simplemente tienes curiosidad sobre el valor de estas antiguas monedas, vale la pena investigar. También puedes consultar con un experto para descubrir si tienes un pequeño tesoro en tus manos.

➡️ Actualidad

Más noticias: